Enema o lavativa de colon, limpieza de nuestro interior

La principal causa de las enfermedades radica en un intestino mal cuidado.Siguiendo las teorías del doctor Ehret, entre otros, os recomiendo hacer enemas de colon, bien haciendo una hidroterapia de colon en sitios especializados, o mejor comprando en una farmacia un irrigador de colón, pera o enteroclisma.
Los enemas de colón son muy fáciles de hacer, consiste en introducir agua en el sistema digestivo a través del recto o con una pera o con un depósito que pondríamos por encima de la cabeza para que entre poco a poco, al agua se le puede añadir cosas dependiendo de lo que busquemos:
Si tu organismo esta ácido, puedes recurrir a disolver agua con bicarbonato: dos cucharadas rasas sería una cantidad adecuada, en 2 litros
Si quieres desinflamar tu intestino, relajarlo y limpiarlo, puedes hacerlo con infusión de manzanilla (2 cucharadas de manzanilla seca o 4 bolsitas, en 2 litros).
También puede hacerse con semillas de lino, hirviendo un par de cucharadas en un litro y medio de agua; soltara una mucosidad, llamada mucílago una fibra soluble; después, se cuelan las semillas y esa especie de baba resultante hará que se desprendan más fácilmente las placas de toxinas que se forman en los intestinos e impiden la absorción correcta de los nutrientes que ingerimos.
También puede hacerse con café (ver Terapia Gerson).
Gráficos de como sería la cosa:
El enema es importante realizarlo antes de los ayunos y después, también es interesante el uso de laxantes pues además de vaciar el intestino, vacía también el estomago.


Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos necesarios están marcados *

*

Puedes usar las siguientes etiquetas y atributos HTML: <a href="" title=""> <abbr title=""> <acronym title=""> <b> <blockquote cite=""> <cite> <code> <del datetime=""> <em> <i> <q cite=""> <strike> <strong>